Secciones de botica

Mostrando entradas con la etiqueta Colutorios. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Colutorios. Mostrar todas las entradas

miércoles, 14 de septiembre de 2016

Tu boca sufre los excesos del verano


En verano, una de nuestras máximas es romper con las normas, las formalidades y las obligaciones. Buscamos la sensación de libertad absoluta. Pero a veces, este "dejarnos llevar" hace que se nos olviden cosas importantes para nuestro propio bienestar. Una de ellas, la higiene bucal.

¿Hubierais pensado que a parte de nuestra piel, nuestro cabello o nuestra espalda, nuestra boca es una de las más dañadas? El abanico es amplio: gingivitis, caries o alguna infección puede estar amenazando nuestra boquita.

Las infecciones

Este verano ha sido un caribe generalizado en toda España. Las altas temperaturas hacen que nuestra boca se vaya deshidratando y si no tomamos suficiente AGUA, la boca no saliva. A su vez, la saliva es la que protege nuestra boca de bacterias, así que puede aparecer la placa, enfermedades o problemas en las encías.

Las Caries

No nos lavamos los dientes tras las comidas, apenas usamos hilo dental y consumimos bebidas azucaradas, cafés, dulces, helados... Un gran aliciente para que las caries decidan instaurarse con nosotros.

Enfermedad periodontal

Comer mal y no estar suficientemente hidratado provoca que se acumule la placa dental y se inflamen las encías.

Halitosis

No comer adecuadamente, además de no lavarse los dientes y el consumo de bebidas alcohólicas así como de tabaco, ayudan a que aparezca el mal aliento.

Sensibilidad dental

Las bebidas y alimentos fríos o bebidas ácidas, debilita el esmalte de nuestros dientes.

Para evitar la aparición de todos estos problemas bucales no abandones nunca los buenos hábitos higiénico-sanitarios: pasta de dientes, interdentales y colutorios después de las comidas.

lunes, 22 de febrero de 2016

¡¡Boca sana, vida sana!!


Evitemos riesgos comunes para mantener una boca sana.
  • La reducción de ingesta de azúcares simples y una alimentación adecuada previenen la caries dental y la pérdida prematura de dientes.
  • Dejar de fumar y reducir el consumo de alcohol disminuyen el riesgo de cáncer de la cavidad bucal. de periodontopatías y la pérdida de dientes.
  • El consumo de frutas y verduras protege contra el cáncer de la cavidad bucal.
  • La caries dental se puede prevenir manteniendo un nivel alto de flúor en la boca, mediante los colutorios o la pasta dentrífica.
Cepillado de dientes
  1. Colocar el cepillo de dientes formando un ángulo de 45° con las encías. 
  2. Mover el cepillo con movimientos cortos que cubran los dientes por completo. 
  3. Cepillar los dientes por las superficies exteriores, las interiores y las de masticar. 
  4. Para limpiar las superficies interiores de los dientes frontales, inclinar el cepillo en sentido vertical y realice varios movimientos arriba y abajo. 
  5. Cepillarse la lengua para eliminar las bacterias y mantener el aliento fresco.
Complementario:
  • Limpiarse entre los dientes a diario con seda dental o un limpiador interdental.
  • Visitar al dentista frecuentemente para limpiezas y revisiones bucales.

martes, 9 de febrero de 2016

Los fármacos y los cuidados cosméticos

Irving Penn para Vogue

Todos sabemos que hay fármacos que se deben tomar por sufrir ciertas patologías, pero que requieren de un buen consejo farmacéutico cuando se dispensan.

Coincidiendo con que ayer fue el día internacional de la epilepsia, vamos a abordar el aumento crónico del volumen de las encías, la hiperplasia gingival, derivada de la ingesta de medicamentos.

Suele comenzar a nivel de la parte anterior de la boca, para extenderse a continuación al sector posterior. En general, la hiperplasia gingival afecta de forma más importante al maxilar superior que al maxilar inferior. Después de algunos años, en algunos pacientes, la encía puede aumentar de volumen hasta recubrir casi todas las piezas dentarias. La hiperplasia gingival causa dolor en la masticación, alteración en la deglución, trastornos del habla, hemorragia gingival por aumento de la vascularización, halitosis, alteraciones periodontales y daños estéticos. 

Fármacos tan dispares como los antipilépticos, inmunosupresores como la ciclosporina y antagonistas del calcio, adminisitrados para la hipertensión.


ANTIEPILÉPTICOS: FENITOÍNA

La hiperplasia gingival puede afectar hasta un 50% de los pacientes tratados con fenitoína. Se manifiesta en los primeros meses de tratamiento y aparece con mayor frecuencia en niños y no suele ser reversible al interrumpir el tratamiento.

INMUNOSUPRESORES: CICLOSPORINA

Este agente inmunosupresor, se prescribe de forma frecuente para aumentar la supervivencia de pacientes sometidos a trasplante renal o de médula ósea, así como para el tratamiento de enfermedades autoinmunes, como la artritis reumatoide y enfermedades dermatológicas, como la dermatitis atópica severa.

La hiperplasia gingival suele ser reversible después de reducir la dosis de ciclosporina o tras su retirada. 

ANTAGONISTAS DEL CALCIO: NIFEDIPINO

El agrandamiento gingival se resuelve tras la retirada del fármaco.

PREVENCIÓN Y TRATAMIENTO

Aunque la asociación entre placa bacteriana y desarrollo/gravedad de la hiperplasia gingival es controvertida, las medidas higiénicas bucodentales y las visitas regulares al dentista,  para la limpieza del sarro, podrían reducir la gravedad de la hiperplasia gingival.

Aquí es donde el farmacéutico tiene un papel fundamental, informar a los pacientes del posible efecto adverso, así como de las medidas preventivas:
  • informar de la importancia de utilizar pastas de dientes FLUORADAS.
  • explicar cómo se ha de realizar un correcto cepillado de dientes, manual o eléctrico.
  • enseñar la importancia de utilizar seda dental o cepillos interproximales.
  • completar la limpieza con colutorios.
¿Alguien que pertenezca a este grupo de pacientes, ha sido correctamente informado por su farmacéutico?